Animales no humanos y sus derechos

El sábado 24 de noviembre, el que escribe fue invitado por la Coordinadora de las Jornadas de Bioética y Bienestar Animal, Ana Cristina Ramírez Barreto, investigadora docente de la Facultad de Filosofía de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo, a la primera mesa de trabajo sobre la condición jurídica de los animales no humanos en el estado de Michoacán.

A este evento asistieron funcionarios del Centro de Atención Canino del Ayuntamiento de Morelia; en tanto que de la LXXII Legislatura y con la representación de la diputada Daniela de los Santos asistió el asesor jurídico José María Cázares; además de la participación de integrantes de la Comisión de Bienestar Animal de la UMSNH y de la Comisión Estatal de Bioética.

También estuvieron presentes representaciones de organizaciones como Amichas, el CCTEA, Ghapad, así como Grupo de Facto Diversidad en Michoacán. Señalo también la participación de académicos como Teresa Dacunha López, Beatriz Salas García, Rosa de la Torre y otros importantes y destacados investigadores y docentes de la UMSNH, así como ciudadanos que siendo funcionarios públicos del Poder Judicial asumen su compromiso y responsabilidad por el respeto de los animales no humanos.

El punto central de la reunión fue convocar a miembros de los poderes públicos y la academia, así como a organizaciones de la sociedad civil que atienden o están involucrados con la agenda de los animales no humanos. Esta reunión forma parte de dar seguimiento al taller que se realizó en junio de 2012 con la Brigada de Vigilancia Animal de la Secretaría de Seguridad Pública del Distrito Federal.

En esa primera reunión se revisaron durante más de cinco horas los adelantos realizados por distintos actores políticos y sociales desde diferentes aristas y desde la acción pública legislativa, académicas, de salud pública, de seguridad pública y desde el Ayuntamiento de Morelia, a favor de la atención de los animales no humanos, el asunto si bien no fue terso, sí permitió siempre el respeto al debate de las ideas.

En las reflexiones vertidas durante la reunión de trabajo ubicamos varios ejes, pero tocaré al menos dos: Primero, por un lado, Michoacán, pese a que tiene un marco jurídico en relación con los animales, éste data del siglo pasado (1988), razón por la cual no da certeza a lo que hoy en el siglo XXI observamos de violencia y maltrato contra los animales no humanos, toda vez que nunca se ha instrumentado, es letra muerta; por otro lado, desde la LXXI Legislatura se promovió un nuevo marco jurídico, pero no pasó, resistencia políticas e ideológicas no lo permitieron en el Congreso, ya que no era un tema prioritario. Espero que en esta LXXII Legislatura se constituya como tema fundamental.

En esta LXXII Legislatura y con el apoyo de la diputada Daniela de los Santos (a quien de entrada se agradece lo que realiza), nuevamente se presentó la propuesta de iniciativa de ley en comento, pero además se presentó por parte de la diputada De los Santos ante el pleno del Congreso del Estado, la reforma al Código Penal para penalizar el maltrato animal (octubre de 2012). Se avanza con ello, debo reconocer su importancia, porque visibiliza la problemática y porque se advierte también un interés político de Daniela de los Santos, y eso ya es una señal de avance, y que además puede mejorar su posición mediática.

Pese a ello, y derivado de distintas apreciaciones, en voz de José María Cázares, se expresó que la minuta legislativa de castigo al maltrato animal plantea más bien la protección al orden social que a una cuestión de atención al animal. Y es que en materia de dignidad del animal, al parecer existe reticencia a la asignación de la dignidad a los animales; por ello, habría que buscar los arquetipos e ideas para revisar los epistemes que nos conduzcan a la construcción del paradigma y frente a ello la propuesta fundada y motivada del marco normativo; expresó Cázares que no obstante ello, hay que continuar trabajando.

Debo reconocer la pertinencia y participación de Cázares para explicar los contenidos de la minuta; no obstante, debo insistir en la importancia de que se sumen a estas acciones y a las reuniones de trabajo que se les convoque las y los diputados que deban conocer de estos asuntos para subirlos a la agenda legislativa como prioridades legislativas.

En este asunto, la reflexiones estuvieron encaminadas a fortalecer lo fundamental, la certeza jurídica para los animales no humanos a través de dotarles de derechos, de hacerlos sujetos de derechos y no de cosificarlos. Entre ellos, se planteó hacer reformas estructurales en nuestros ordenamientos jurídicos; sería necesario revisar la cuestión de la propiedad animal, situación perfectamente definida por el derecho civil y sus códigos sustantivos y procedimentales para hacer las propuestas correspondientes.

Entre otros asuntos se abordó el tema del registro de animales domésticos por parte de autoridades municipales, que permitiría realizar diferentes acciones encaminadas todas ellas no sólo a vigilar para castigar, sino al contrario, a participar para educar, a participar para respetar, para reeducar y para asegurar el respeto a los animales.

Adicionalmente se planteó la importancia de diseñar una regulación jurídica para los animales primates en la investigación y mamíferos, así como la protección para animales domesticados y de experimentación.

Me parecen todas estas aportaciones importantísimas a favor de los animales y de evitar su cosificación.

Segundo, se expresó que de manera paralela se debe trabajar en un proyecto denominado “Creación y desarrollo de la conciencia del respeto del animal no humano”, en este sentido se podría impulsar y fortalecer un proyecto de visibilización ante las autoridades y la sociedad de la situación por la que atraviesan los animales; ello nos permitiría, por un lado, sensibilizar, y por el otro, no permitir que se siga estigmatizando a un animal con un estatus de cosificación, con lo cual se justifica la violencia y el maltrato.

Pero además, visiblemente se podría también avanzar en promover la voluntad política y/o el compromiso para impulsar las políticas públicas y los marcos normativos que hacen falta.

En este sentido, se expresó que sería conveniente impulsar en la LXXII Legislatura la propuesta de iniciativa de un día estatal sobre los derechos del animal, que involucre a los poderes estatal y municipales de Michoacán para promover el respeto a los animales no humanos y la no violencia, que igualmente con ello se fortalecen los principios de respeto y no violencia de la ciudadanía.

De igual manera se comentó la importancia de que las políticas públicas en materia de animales sea introducido un eje transversal de no violencia y el maltrato. En general el tema en este sentido es caminar para trabajar por reeducar, motivar, sensibilizar a las autoridades, así como visibilizar la problemática de los animales no humanos entre los actores políticos y sociales y los miembros de la sociedad.

Finalizo reiterando el reconocimiento a la diputada Daniela de los Santos por el apoyo a los trabajos que desde la sociedad civil y las organizaciones protectoras de animales están realizando de manera sinérgica para impulsar el marco jurídico correspondiente; con ello, refrendo mi compromiso por continuar apoyando.

En otro orden de ideas, felicito al gobierno del estado y a los ayuntamientos de Tacámbaro, Tzintzuntzan y Jiquilpan por haber recibido su denominación como Pueblo Mágico. Desde aquí un abrazo fraterno y mi compromiso siempre de impulsar el turismo a favor de los ocho Pueblos Mágicos en Michoacán.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada